Autismo León impartió ayer una sesión formativa dirigida a los equipos profesionales de los Centros de Educación Infantil y Guarderías  sobre signos de alerta en el autismo.   

Ayer jueves tuvo lugar esta acción formativa organizada por Autismo León en colaboración con el Ayto. de León y la Gerencia T. de Servicios Sociales, dirigida específicamente a los profesionales de los Centros de Educación Infantil y Guarderías, bajo el título “Señales de alerta y Detección Precoz del Autismo”.

Esta formación está enmarcada dentro de las acciones de la entidad para promover una mayor concienciación y conocimiento sobre cuáles son las señales de alerta e indicadores a la hora de poder mejorar la detección del trastorno del espectro del autismo.

En los últimos años la prevalencia del TEA ha aumentado significativamente. La OMS habla sobre el autismo como un problema de salud pública. Se estima que el TEA se presenta en torno a un 1% de la población. El TEA es más prevalente en la infancia que enfermedades más conocidas como son la como  la diabetes, el cáncer  infantil o el VIH juntos.

La apertura de la formación fue realizada por la Concejala de Familias y Servicios Sociales del Ayuntamiento de León, Aurora Baza, y la gerente territorial de Servicios Sociales, Carmen Naveira, así como por el presidente de Autismo León, José Ángel Crego.

El éxito de la convocatoria ha sido tal, que la organización ha decidido organizar una segunda formación en enero del año que viene y así dar cabida a las personas que no pudieron estar presentes ayer por la tarde.

El término Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) es una ‘discapacidad invisible’ ya que no lleva asociado ningún rasgo en la apariencia externa específico, y sólo se manifiesta al nivel de comportamiento. El TEA hace referencia a un conjunto amplio de condiciones que afectan al neurodesarrollo y al funcionamiento cerebral, dando lugar a dificultades en la comunicación e interacción social, así como en la flexibilidad del pensamiento y de la conducta. 

Este trastorno, que tiene un origen neurobiológico, acompaña a la persona a lo largo de toda su vida; afecta de manera fundamental a la esencia social del individuo y a su capacidad para responder adaptativamente a las exigencias de la vida cotidiana; y requiere un abordaje integral de las necesidades de la persona.

Por parte de Autismo León, agradecemos enormemente la disponibilidad e implicación desde el primer momento por las personas responsables, compartiendo el objetivo común establecer canales de comunicación y coordinación para garantizar que ningún caso con sospecha de autismo quede sin detectar en la provincia.

Menú
Abrir el chat
1
Estamos aquí para ayudarte
Hola!
¿Estás interesado en alguno de nuestros regalos solidarios?
¿Necesitas que te ayudemos con algo?
Escríbenos!